RESEÑAS Y NOTICIAS

Vicente Luis Mora ha publicado "El arquetipo de los gemelos y su pervivencia en la narrativa actual", en la revista italiana Istudi Ispanici. Dónde, en uno de sus apartados, somete "new mYnd", novela de Colectivo Juan de Madre a un fabuloso (psico)análisis junguiano.
"(...) Challenger es un grito que reivindica la fantasía como forma de Literatura, como una forma de arte".
“(...) Se lee como un libro tradicional, pero su forma es la de un ordenador. Me pareció interesante hacer este artefacto narrativo que sintoniza bien con el modo en que viajamos en este siglo. ¿Qué viaje no empieza hoy por una búsqueda en Google?”
" (...) Cualquier aficionado a la literatura fantástica española debería dedicarle su atención y reservarle un lugar de honor en su estantería."
"Necesitamos libros optimistas que nos digan que se puede saltar más alto."
"Josefina" de Jim Pluk entre las recomendaciones de Álvaro Pons para la revista Turia.
En mi opinión es un libro lleno de imaginación, humor, comedia, que hace pasar al lector un rato divertido y agradable. Es una ficción con situaciones divertidas. Si el lector busca una lectura para distraerse y disfrutar un rato, con alguna sonrisa, este libro le gustará.
" (...) Tenía que ser el Challenger. Un despegue hacia el espacio exterior tiene una significación trascendente, es algo profano, como un acto de descaro suicida. Pero, además, el momento de euforia colectiva, la significación de una carrera espacial en la vía muerta y el lanzamiento del programa Teachers in Space, con la inclusión de una maestra de secundaria en el transbordador. ¿Qué...
"Uno se ríe mucho con esta novela que trata aparentemente de la muerte. Y al final, solo al final, como una concesión a lo biográfico, el autor que desgrana casi paso a paso el making off de su obra, el itinerario real que da soporte a la ficción pero que no la agota. En fin, lean esta novela. Sierpe y la estirpe de los Lobus les esperan."
“ (…) Challenger es una novela en red o tela de araña que narra setenta y tres momentos durante la mañana en que tuvo lugar el accidente del transbordador espacial. Con el pretexto de la tragedia previsible, la realidad se desmorona y aparece un despliegue de personajes y situaciones extrañas y mágicas con el trasfondo de Miami en los años ochenta (…)”